Saeta del día

Dormidos en el bote del cuerpo y sus límites flotamos ajenos al Agua del agua. 
Hay que elevarse hacia el Agua si queremos salir del agua, hay que dejarnos llevar hacia el Espíritu que llama a nuestro espíritu.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s